El Recoletas Atlético Valladolid retorna a la actividad competitiva tras dos semanas de paréntesis debido primero al aplazamiento del partido contra BM Iberoquinoa Antequera, por covid-19 en el equipo andaluz, y después por los compromisos de la selección absoluta en Francia. Lo hará ante un rival directo por la permanencia como el Unicaja Banco Sinfín y visitando el mítico pabellón de La Albericia mañana miércoles a las 20:00 horas, con las cámaras de La8 CyL Valladolid y la Liga Sports TV en directo.

Cántabros y pucelanos pondrán en juego dos valiosos puntos y un golaverage que puede ser decisivo al final de liga, ya que Recoletas venció 32-30 en el choque de la primera vuelta celebrado en Huerta del Rey. A la tradicional complejidad de enfrentarse a un oponente con un estilo de juego muy diferente, hay que añadir que Sinfín se ha reforzado para afrontar esta parte decisiva de la competición con dos fichajes de lujo, el lateral izquierdo Carlos Molina y el central esloveno Jaka Malus.

Aunque ambos ya suman dos partidos con la camiseta santanderina, su equipo sigue inmerso en una dinámica negativa con cinco derrotas consecutivas, la última en el derbi en Torrelavega ante Bathco, 27-23, que le harán afrontar la cita ante los castellanos como si se tratase de una final. Su última y meritoria victoria fue en febrero ante BM Logroño La Rioja (30-29).

Los precedentes arrojan que la igualdad es total entre ambos con reparto de victorias en pista cántabra en Asobal (2-2) y dos empates en División de Honor Plata.

Por su lado, los gladiadores azules se encuentran ahora mismo en 14ª plaza con un punto más que su anfitrión, 16, y tienen al alcance a Ángel Ximénez Puente Genil con 17 puntos (13º). El Recoletas tiene previsto viajar mañana miércoles a primera hora de la tarde hasta Santander.

El entrenador David Pisonero, ha calificado el encuentro de mañana como el “más fundamental hasta ahora con diferencia y si ganamos marcará el resurgir, aunque nuestro objetivo está en los partidos de casa”, comentó en la previa celebrada hoy en Huerta del Rey.

El técnico del Recoletas afirmó asimismo que se enfrentarán a un equipo “que no tiene nada que ver al de la primera vuelta, ya que con esta plantilla desde el principio Sinfín no estaría en los puestos que está. El efecto de la guerra hace que aparezcan aquí jugadores de equipos de Bielorrusia y Ucrania, como han sido Malus y Molina, que les han dado un salto de calidad brutal en ataque uno y defensa el otro, y además tienen en Roca y Zungri a una de las mejores parejas de zurdos de la liga y a Castro que marca su nivel de juego.”, explicó Pisonero.

Sobre el momento de la plantilla, el entrenador del Recoletas subrayó que los jugadores están totalmente comprometidos para los objetivos marcados, se queden o no la próxima campaña, “no se puede tener más disposición que Jorge Serrano para marcharse bien. Él está por encima del nivel del equipo y es justo que decida irse ya que ha apurado su progresión hasta el final, pero eso no le quita su compromiso porque sabe cuanto le necesitamos”, sostuvo en relación al nuevo internacional con los Hispanos.

En cuanto al lesionado de larga duración (rodilla izquierda, 8 de mayo 2021), Diego Camino, Pisonero dijo esperar “que esté mañana, pero no queremos llevarle para estar solo en el banco, irá si nos puede dar minutos de calidad como ya está dando en los entrenamientos” y se congratuló además de haber cumplido la segunda semana en la presente temporada en la que el equipo ha podido entrenar al completo.

El técnico reconoció que jugar este partido en miércoles afectará a la asistencia de público local y de aficionados pucelanos, ya que en fin de semana hubiera habido “un mejor ambiente, que para nosotros también sería bueno”, y por último sobre la planificación del próximo curso, aseguró que desde el club ya se está trabajando, “es fundamental cubrir las bajas que vamos a tener y ciertas carencias invirtiendo si es posible en gente joven que nos de otras vertientes de ataque y defensivas. No es fácil ya que nosotros no tenemos tanto acceso a un mercado nacional que es exiguo ni a jugadores extranjeros que nos cuesta meter en nuestro sistema de juego”, indicó Pisonero.