Tras disputar el último partido como local la pasada liga y empezar la actual ante REBI BM Cuenca con derrota, Recoletas Atlético Valladolid se ha sacado la espina estrenándose en la presente Asobal lejos de Huerta del Rey, con un triunfo de quilates por 30-32 ante el complicado Bada Huesca, que había ganado en Torrelavega en la J1 de la competición.

Los gladiadores azules demostraron que son un conjunto sólido, con gran fortaleza defensiva y una portería hoy casi inexpugnable con César Pérez sensacional. El ataque pucelano también estuvo a gran altura con Álvaro Martínez espléndido autor de 12 tantos. El equipo va creciendo poco a poco y hoy ha superado meritoriamente a un rival complicado de sorprender en su casa exhibiendo corazón y talento.

El choque comenzó con alto ritmo de juego. Los frenéticos ataques se imponían a las defensas con especial protagonismo en bando castellano para el pivote Álvaro Martínez, autor de 3 de los 4 goles del equipo en los primeros minutos, y realizando una sobresaliente actuación general. Un fuerte golpe a Dimitrievski le hizo sangrar por la nariz, pero por suerte pudo volver y ser decisivo en defensa. 

Con buenos minutos de su portero Arguillas, Bada Huesca trataba de imponer la conexión central-pivote entre Cruz y Montoya y el juego en transición de sus extremos, pero le costaba dominar el partido por la actuación del portero vallisoletano César Pérez. De este modo, la igualdad era total, 8-8, al paso por el ecuador del primer periodo.

Con el descenso del caudal anotador, la mejoría de la defensa oscense hizo que Recoletas tampoco pudiera aprovechar las paradas de César (8 en este periodo) y los locales se acabaron por adelantar obligando al tiempo muerto de Pisonero, 13-12 min.23. La intensidad protagonizó los últimos minutos de esta mitad, Recoletas intento volver a igualar desde la defensa 5:1 y Miguel Camino en el avanzado en la parte final, pero Bada Huesca se mantuvo al frente del electrónico al descanso, 15-14.

En la segunda mitad, el cuadro aragonés logró irse de dos tantos al comienzo pero la agresividad defensiva del Recoletas le hizo dar la vuelta al encuentro. Dos goles consecutivos del extremo Nico D´Antino al contraataque, le pusieron por delante 18-20 min.41 con parcial de 1-5. El partido se endureció y Recoletas se movió bien. César era un valladar bajo palos y los pucelamos se fueron tres arriba.

Estaba claro que un sorprendido Huesca no se iba a rendir, tiraba de la efectividad de Montoya, Malo y Carmona, pero los vallisoletanos iban con todo atrás y en ataque un espectacular gol de Toledo tras colgada a pase de D´Antino, les mantenía por delante, 22-25, min.51., a pesar de haber perdido a Miguel Martínez por un golpe en una mano. En los diez últimos minutos el Recoletas no cedió, demostró acierto, carácter y madurez pese a jugar en inferioridad por las últimas exclusiones y se llevó por dos goles y con justicia un importante encuentro que le proporciona los dos primeros puntos de la temporada.

El entrenador del Recoletas, David Pisonero, ha valorado así la actuación de su equipo tras el encuentro: “los más difícil hoy era estar enganchado al partido continuamente porque ellos son un equipo de rachas que defiende y corre bien. En la primera parte no se nos ha visto fuera del partido, estado tácticamente seguros y en el momento que hemos subsanado los goles sencillos hemos podido despegarnos con un parcial. César ha estado inconmensurable pero cuando se defiende bien se para mejor y ha habido acciones defensivas determinantes. Hemos corregido cosas tras el descanso con situaciones tácticas y aunque no es fácil para nosotros atacar defensas abiertas, la calidad individual nos lo ha permitido y hemos dominado la segunda parte. Ha sido un partido competido que ha podido caer del lado de cualquiera pero el parcial de 1-5 nos ha permitido jugar tranquilos los últimos 10-12 minutos”, explicó el técnico.

Fotos web: Andrey Sapizhak

FICHA TÉCNICA

Bada Huesca (30): Daniel Arguillas (portero, 11 paradas), Iván Montoya (7), Gerard Carmona (4 1p), Adriá Pérez (1), Domingo Luis (1), Ian Moya (-), Ignacio Suárez (4), Pere Arnau (1), Diógenes Cruz (3), Leonardo Tercariol (portero, 1 parada), Rodrigo Benites Quost (1), Janez Gucek (2), Miguel Malo (2), José Floris (-), Rudolph Hackbarth (2 1p).

Recoletas Atlético Valladolid (32): César Pérez (portero, 16 paradas), Borja Méndez (5), Pablo Herrero (-), Álvaro Martínez (12), Miguel Martínez (1), Pedro Martínez Ayres (1), Dimitar Dimitrioski (1), Robert Rosell (-), Nicolo D´Antino (5 2p), Miguel Camino (-), José De Toledo (1), Yeray Lamariano (portero), Henrique Petter (1), Manu García (2), Darko Dimitrievski (2), Alejandro Pisonero (1). 

Árbitros: Javier Álvarez Mata y Yon Bustamante López. Excluyeron por 2 minutos a Iván Montoya (14´), Ian Moya (26´), Domingo Luis (47´) del Bada Huesca y a Darko Dimitrievski (15´, 56´), Robert Rosell (25´), Pedro Martínez Ayres (43´), Álvaro Martínez (52´), José De Toledo (58´) del Recoletas Atlético Valladolid.

Parciales cada 5 minutos: 4-5; 7-8; 8-8; 11-11; 13-12; 15-14 -descanso- 17-15; 18-18; 19-22; 22-24; 23-27; 30-32.

Lugar e incidencias: Palacio Municipal de Deportes de Huesca. J2 Liga Sacyr Asobal, partido disputado ante 1.600 espectadores.