El jugador Robin Dourte, pivote del Paris Saint-Germain de 20 años y 2,07 metros de altura, compartió hoy trabajo con la plantilla del Recoletas Atlético Valladolid en la pista de Huerta del Rey. También lo hará mañana en la sesión de trabajo matinal. Una doble sesión de entrenamiento que servirá para que el jugador francés conozca el club, la plantilla y el cuerpo técnico del equipo vallisoletano de cara a una posible cesión la próxima temporada.

Dourte mostró su enorme potencial desde el pivote durante su primera sesión. Su altura y habilidad son sus principales argumentos y el entrenador de los gladiadores azules, David Pisonero, terminó satisfecho la primera de las dos sesiones de trabajo.

La presencia de los entrenadores vallisoletanos Raúl González y Jota González en el cuerpo técnico del Paris Saint-Germain ha permitido esta acción que ha traído a Robin Dourte hasta Valladolid, donde permanecerá dos días para conocer el club de los gladiadores azules. Dourte trabajará de nuevo a las órdenes de David Pisonero mañana miércoles por la mañana (11.30 horas). 

El pivote galo acaba de firmar hace un mes un contrato profesional con el Paris Saint-Germain pero existe la posibilidad de que el jugador pueda ser cedido a algún otro club para que pueda continuar con su progresión y formación con un mayor número de minutos de juego.

Robin Dourte es un pivote de 20 años, que mide 2,07 metros y pesa 111 kilogramos. Dourte pertenece al Paris Saint-Germain desde 2016. Esta temporada ha disputado varios encuentros con el primer equipo en la liga francesa (LNH) y en la EHF Champions League. Además, el joven pivote ha sido internacional con la selección francesa, en las categorías juvenil y junior. Dourte se proclamó Campeón del Mundo en 2017 en el Mundial juvenil celebrado en Georgia, y fue medalla de plata en el Europeo junior 2018 de Eslovenia.