El Recoletas Atlético Valladolid seguirá en la carretera para rendir visita, esta vez en jornada de Liga Sacyr Asobal (17), al Ángel Ximénez Puente Genil este domingo a las 12:30 (sin tv) en el Pabellón Municipal Alcalde Miguel Salas. Tras la última victoria de Copa, aunque inservible a efectos clasificatorios, en pista del Anaitasuna (24-26), el equipo se recuperó anímicamente y aprovechó la cita en tierras navarras para mejorar en varios aspectos como el defensivo y la portería.

De este modo, el Recoletas viajará mañana sábado tras la sesión de entrenamiento matinal hasta tierras cordobesas con toda la ilusión para afrontar este reto y poder puntuar. Ambos equipos acuden a la cita con mucha necesidad, sonriendo el gol average por el momento al conjunto pontano, que venció en la primera vuelta en Huerta del Rey por 29-32, pero al que los castellanos empataron en su cancha la campaña pasada a 30, habiendo sacado un total de 4 puntos en las últimas tres visitas a Puente Genil.

El Recoletas, después de perder ante el Bathco Torrelavega (26-31) en Huerta del Rey es 14º con 12 puntos, ocupando a día de hoy posición de eliminatoria de permanencia, aunque un triunfo el domingo dejaría a su oponente por detrás en la clasificación de Liga Sacyr Asobal y sacaría a los vallisoletanos de la zona baja.

El técnico David Pisonero, volverá a tener al equipo en cuadro con la baja casi segura de Tarcisio Freitas por una contractura y de Jorge Serrano, más la confirmada de Borja Méndez. Ni Serrano ni Méndez jugaron en Pamplona. Con Manu García y Yeray Lamariano ya insertados con normalidad en el día a día del equipo, el preparador del Recoletas tendrá que completar la convocatoria con jugadores del filial o juveniles aunque la buena noticia es que podría recuperar tras su lesión de larga duración a Alejandro Pisonero

Después de un buen inicio de liga, el rival Puente Genil, ha ido perdiendo puestos paulatinamente en la tabla hasta caer en estos momentos a la 12ª plaza con 13 puntos. Ángel Ximénez ha logrado solo una victoria -contra Antequera- en los últimos seis partidos, periplo que incluye derrotas en casa ante Incarlopsa Cuenca y fuera contra Bathco Torrelavega, esta última en el final de la primera vuelta. Su derrota más reciente, fue una vez iniciada la segunda vuelta en Santander ante Unicaja Banco Sinfín, en choque celebrado la pasada semana (30-27).

El equipo que dirige Paco Bustos, se ha metido en la final a ocho de la XLVII Copa del Rey tras apear al UBU San Pablo Burgos, con el que perdió por siete tantos en la vuelta celebrada en la capital burgalesa, pero al que había ganado de ocho en la ida. En cuanto a sus jugadores destacados, tiene en el central brasileño Joao Pedro da Silva con 74 goles (4,6 de media), a su máximo realizador y 11º de la competición, seguido del pivote Javier García con 66. 

David Pisonero, trasladaba en la previa de hoy la relevancia de la cita de mañana, “es un partido muy importante pero vamos con sensaciones distintas después de ganar al Anaitasuna en Copa y ya no podemos especular. Debemos pelear los puntos que nos encontremos por el camino dando igual el campo en el que juguemos y por eso el objetivo del domingo es traernos los dos puntos”, señaló el técnico pucelano.

El entrenador del Recoletas, lamentó que su equipo vaya a acudir mermado de efectivos pero destacó la mejoría en el choque del miércoles en Pamplona, “ese partido sirvió y mucho para la rotación defensiva, encajar 24 goles estuvo muy bien y ellos nunca pudieron especular con el resultado. Viajamos sin centrales pero con lo que vamos espero que sea suficiente para ganar en Puente Genil, dando solución y continuidad a lo que tenemos ya que con eso merecimos la victoria en Nava y ganamos aquí a Granollers. Tanto los chicos como yo estamos con una actitud terriblemente positiva” , indicó Pisonero.

El preparador vallisoletano analizó también las virtudes de su rival, “por clasificación y por plantilla no están donde deberían, ya que tienen jugadores como Luisfe Jiménez, Javier García, Joao Pedro, que es uno de los mejores extranjeros de la liga, Pomeranz o Estepa. Son un equipo muy experto, su ritmo de juego es la antítesis de Torrelavega, ya que es más tranquilo y corren solo si lo van a aprovechar. Contra eso, si nosotros queremos imprimir un ritmo alto tenemos que tener a las 16 piezas y no las tenemos, así que exprimir a los que están tiene su riesgo”, advirtió Pisonero.

“Ellos son físicos y duros, con una defensa muy experta, grande, con kilos y que va a tener tendencia a cortar nuestro juego e inducir situaciones de uno contra uno. Hubo un desequilibrio grande en el partido de la primera vuelta cuando Joao Pedro cogió la manija y no hubo manera de pararle, así que intentaremos corregir esto y guardar nuestras debilidades”, añadió el entrenador de los gladiadores azules.