El Recoletas Atlético Valladolid sumó hoy su primera victoria de la temporada en Huerta del Rey ante el Quabit Guadalajara (32-25). Fue el debut soñado, en casa, ante una afición volcada y con un juego espectacular, con equilibrio fantástico ataque-defensa y la sensación de que la maquinaria está perfectamente engrasada.

Los de David Pisonero se estrenan así como locales en esta Liga Sacyr Asobal con un triunfo de máximo valor, que les mantiene en la parte alta de la clasificación y permite afrontar con garantías el intenso calendario que les viene por delante y que incluye las jornadas aplazadas en su momento, sin ir más lejos ya el próximo martes a las 20.30 horas ante el Frigoríficos Morrazo Cangas en partido correspondiente a la jornada 1.

Destacaron como goleadores Ander Ugarte, 8 goles para el pivote en su mejor partido hasta el momento como gladiador azul, Jorge Serrano (7), que sigue infalible y sumando muchos goles, y Víctor Rodríguez, que aportó 6 goles.

Tras un inicio igualado que estuvo marcado por las buenas intervenciones en la portería alcarreña de Joseja Hombrados, al paso por el minuto 5 Jorge Serrano y Miguel Camino ya ponían en ventaja al Recoletas Atlético Valladolid que ya no abandonaría en toda la primera mitad. El buen trabajo defensivo de los hombres de Pisonero junto a la efectividad tanto en los contraataques como sobre la defensa 6-0 del Quabit, obligaron al primer tiempo muerto de Mariano Ortega con 6-3 en el tanteador min.11.

A partir de ese momento se incrementó el ritmo de juego por parte de ambos conjuntos lo que benefició al Recoletas que gracias a la buena actuación de César Pérez en la portería, el juego con el pivote Ander Ugarte y la efectividad de los extremos Dani Pérez y Jorge Serrano, hizo que los vallisoletanos se dispararan hasta un 14-9. La defensa local 5-1 y 4-2 con el/los avanzados dio fantásticos resultados mientras que los continuos cambios de Mariano Ortega en busca de un mayor equilibrio ataque-defensa para los guadalajareños resultaron poco fructíferos, por lo que al término de los primeros 30 minutos el marcador continuaba dominado sin apuros por los gladiadores azules por un cómodo 18-13.

En la segunda mitad los visitantes trataron de varias el desarrollo de su juego en busca de la remontada. Una defensa mucho más intensa, y algunas paradas de mérito del iraní Barkhordari hicieron que el tanteador se estrechara. Pero fue puro espejismo. De nuevo el Recoletas Atlético Valladolid tuvo unos muy buenos minutos defensivos plenos de intensidad, impidiendo el juego visitante con el pivote, y saliendo en rápidas transiciones con goles de un destacado Víctor Rodríguez (6), entre otros, lograron un parcial de 4-0 que disparó a los locales hacia su máxima renta (+8) 24-16.

El Quabit Guadalajara continuó muy atascado en ataque aunque logró merced a su paciencia y ataques largos reducir algo la renta en contra 28-23 min.45 pero la agresividad defensiva de los visitantes no proporcionó el rédito deseado, sumando exclusiones. El Recoletas por su lado, siguió en su buena línea atrás, y con un Calle espectacular encadenando varias paradas consecutivas impidió que los de Ortega sumaran. Además la defensa de Guadalajara sin embargo, no impidió que el Recoletas siguiera jugando con velocidad, haciendo ataques largos para desgastar a su rival con lo que volvió a marcharse en el marcador.

El técnico del Recoletas Atlético Valladolid David Pisonero valoraba así el partido. “El partido ha sido mas sencillo de lo que pensábamos, pero porque los chicos han sabido leerlo, no hemos tenido ansiedad, hemos sabido jugar con ventaja e incluso el segundo tiempo ha sido mejor que el primero a nivel de eficacia. Los ajustes del banquillo nos han dado un salto de calidad. Realmente el choque ha sido mas difícil de lo que dice el marcador al final, pero cuando funcionamos lo hacemos al completo, nos necesitamos todos y el trabajo táctico que hacemos es muy importante. Este tipo de juego con velocidad nos va bien pero si algo tenemos es potencia, somos un equipo de chicos jóvenes y aunque nos costará mantener el ritmo alto toda la temporada vamos a seguir jugando con este ritmo. Muy bonito volver a casa y jugar en Huerta del Rey, en el momento que estamos viviendo necesitamos algo de alegría y hoy el público ha disfrutado y hemos dado una lección de prudencia y coherencia”.

Por su parte Mariano Ortega dijo: “Sabíamos que veníamos a una cancha complicada pero me preocupa que no hemos entrado al cien por cien en el partido. Hemos tenido muchos altibajos, en la primera parte comenzamos ajustados pero siempre detrás de ellos. Hemos tenido dudas en la circulación y en el juego con el pivote y defensivamente debemos mejorar”.

FICHA TÉCNICA

Recoletas Atlético Valladolid (32): Diego Camino (1, 1p), Nico López (1), Ander Ugarte (8), Roberto Turrado (-), Dani Pérez (2), Adrián Fernández (2), Carlos Calle (portero, 5 paradas), Arthur Patrianova (-), César Pérez (portero, 8 paradas), Álvaro Martínez (-), Miguel Martínez (3), Roberto Pérez (-), Jorge Serrano (7, 1p), Miguel Camino (1), Manu García (1, 1p), Víctor Rodríguez (6).

Quabit Guadalajara (25): Saeid Bharkordari (portero, 6 paradas), Jorge Romanillos (-), Giacomo Savini (-), Ismael El Korchi (1), Arthur De Souza (2), Alberto Sanz (2), José Luis Román (3), Javier Rodríguez (1), José Javier Hombrados (portero, 7 paradas) Jaime Gallardo (2), Pablo Paredes (4), Gastón Mouriño (-), Alejandro López (2), Javier Bodí (1), Dariel García (3), Alberto Díaz (4)

Árbitros: José Manuel Iniesta y Alberto García. Excluyeron dos minutos a Roberto Turrado (26’), Álvaro Martínez (29’), Miguel Martínez (41’), Ismael El Korchi (41’), Jorge Romanillos (51’)

Parciales cada 5 minutos: 2-1, 6-3, 9-4, 12-8, 15-11, 18-13 -descanso- 21-16, 25-18, 27-20, 29-23, 31-24, 32-25

Pabellón: Polideportivo Huerta del Rey (Valladolid). 7ªJ Liga Sacyr Asobal. 786 espectadores.