Vuelve la Liga Sacyr Asobal tras la suspensión de las primeras jornadas la pasada semana. El Recoletas Atlético Valladolid viaja a Sagunto para enfrentarse mañana 9 de septiembre (20.15 horas) al Fertiberia Puerto Sagunto, en un estreno de temporada atípico y marcado por la situación sanitaria. Este partido corresponde a la jornada 2 de la competición después de que la Federación Española de Balonmano aplazara los partidos de las jornadas 1 y 3 programados para la semana pasada.

Toda la plantilla del Recoletas Atlético Valladolid se ha sometido hoy a la prueba rápida de detección de coronavirus, también su primer rival, el Fertiberia Puerto Sagunto, ha superado estas mismas pruebas médicas. Todos los jugadores han obtenido resultado negativo y el partido podrá disputarse sin ningún problema. El choque se disputará con público en las gradas del Ovni de Sagunto, aunque con un aforo limitado.

Los gladiadores azules afrontan su quinta temporada consecutiva en la Liga Sacyr Asobal y lo hacen en una campaña muy diferente, con muchos condicionantes extradeportivos pero también con “mucha ilusión y muchas ganas”, tal y como lo expresaba hoy el entrenador del equipo, David Pisonero. “Estamos contentos por volver a competir y que el balonmano se reinicie, es cierto que en condiciones distintas, pero con el esfuerzo de todos podremos empezar, continuar y terminar la competición”, comentó en rueda de prensa.

El entrenador del Recoletas Atlético Valladolid es consciente de que será una temporada diferente pero apela al espíritu del grupo para superar los contratiempos. “Tenemos una plantilla joven, no experta, pero apelo a la fuerza del grupo, que es solidario y con capacidad de trabajo, y eso nos va a ayudar mucho en esta temporada. Nuestra virtud será la continuidad”, dijo Pisonero.

La plantilla viaja hoy hasta Sagunto con la baja del lesionado Roberto Turrado, que se incorporará al trabajo de grupo la próxima semana. En su lugar está convocado el joven central Alejandro Pisonero, que podría debutar oficialmente en un partido de Liga Asobal.

Sobre cómo llega el equipo, tras una pretemporada más larga de lo habitual y después de no competir desde el mes de marzo, David Pisonero dijo: “Estamos muy contentos y satisfechos con la pretemporada. Se han cumplido los objetivos. Físicamente hemos demostrado estar bien gracias al trabajo espectacular de Pablo Arranz, nuestro preparador físico. Nuestro mejor test llegó la pasada semana en Cuenca y estamos contentos de haber terminado de esa manera”. El cuerpo técnico ha tenido que variar la planificación que tenía prevista para el comienzo de competición tras el aplazamiento de las primeras jornadas. “Este año las planificaciones no serán muy efectivas, tendremos que tirar de improvisación y del talento de todos porque lo vamos a necesitar”, comentó Pisonero. “Nos ha trastocado mucho todo, este cambio mediatiza, pero habrá que adaptarse a las nuevas circunstancias”.

Sobre el rival, el Fertiberia Puerto Sagunto, David Pisonero analizó: “Es quizá el equipo más experto de la liga, le gustará llevar el partido a su terreno, con un ritmo lento y sin demasiado goles, y nosotros propondremos todo lo contrario. Pero es muy difícil de batir en su casa, creo que solo hemos sacado un empate allí en los últimos años.

“Puerto Sagunto cuenta con un equipo veterano, con un ritmo de juego que no nos gusta en absoluto, con veteranos como Dija, Querín, o Guillermo Corzo, o la incorporación de Gonzalo Carou, que va en el mismo rol de jugadores”, explicó el entrenador del Recoletas. “Me preocupa que no he tenido la oportunidad de verlos en esta pretemporada, solo han podido disputar un amistoso, así que no tendremos análisis, y que las últimas incorporaciones, ni el lateral derecho argentino Lucas Aizen ni Chen Pomeranz tampoco estado en estos partidos así que tampoco sabemos cómo encajan en su juego”, dijo. 

Es fundamental empezar bien, en esta temporada tan atípica muchísimo más. Puede darse la circunstancia que en algunas jornadas tengamos que parar y los puntos son necesarios. Necesitamos puntuar cuanto antes y alcanzar una estabilidad lo antes posibles. Tenemos muy buenas sensaciones pero queremos plasmarlo en resultados. Sabemos que no es un campo fácil, pero necesitamos cambiar la historia y puntuar allí”, concluyó David Pisonero.